martes, 8 de mayo de 2012

Misterios

Surgieron de la lluvia como animales abandonados.

Cuando terminaron de abalanzarse sobre nuestras sombras
se encontraron desnudos y sin sueños.

No quedó más acogerles en nuestros corazones
y seguir volando.



miércoles, 18 de enero de 2012

Recuerdos...

Escuchaba el silbido a través del encalado del baño de una cafetería. Sonaba a Mecano. "Cruz de Navajas" quizá. Nunca fui bueno para reconocer canciones pero se le daba bien y además, había escuchado tantas veces esa canción. Era la nuestra. Su melodía se colaba por entre las cuerdas de los tendereros y prendas a medio a secar mientras temblorosos explorábamos el cuerpo del otro por primera vez. Nuestra primera vez.
Después todo se rasgó como se rasgan las cosas que no tienen más remedio que hacerlo. Hacía ya casi tres años que no sabía nada de ella. Y pensé... Bueno, pensé que quizá la vida fuera por un instante como una de esas comedías románticas predecibles y nos volviéramos a encontrar y todo sería perfecto. Pero ni siquiera me atreví a descubrir si en realidad era ella. No fuera a ser que, de pronto, volviera a enamorarme.  



lunes, 16 de enero de 2012

Reiniciando...

Vuelvo a poner en marchar la maquinaria. Está a falta de engrasar, de ajustar algunos tornillos, de una capa de pintura... Pero una vez que arranque, ¡quién sabe hasta dónde llegará!



lunes, 29 de agosto de 2011

Concurso

Ya había perdido la cuenta del número de veces que había mandado un microrelato al concurso de la radio. Esta vez será la última, se decía cada vez que pulsaba el botón de envío con el ratón. Pero cuando decían el tema sobre el que tenían que escribir la semana siguiente no podía dejar de empezar a pensar sobre las posibilidades del mismo. Y volvía a escribirlo. Y volvía a decirse que sería la última vez que lo hacía. Y volvía a frustarse cuando no escuchaba su relato en la voz del locutor.
Pero esta vez sí que era su última vez. No podía aguantar más fracaso y justo antes de quedar colgando a diez centímetros sobre el suelo, pulsó el botón de envío.
"No me queda nada". Era lo que decía.
Por supuesto, ganó el primer premio.


martes, 26 de julio de 2011

Rotura

Todo es escombro y sombra.

La sangre se me escapa de entre los surcos
que se formaron en una frase equivocada.

Solo me queda rendirme ante ella
y suplicar al dios profano del deseo y el amor
que no se aleje de mí.

Silencio es la palabra que crea
para distanciarse
para no hacerse daño.

No me queda más que esperar al milagro.




Imágen: http://www.canonistas.com/foros/9/89559-1-octavuss-15-15-a.html

viernes, 24 de junio de 2011

Moscas

Recuerdo ahora las tardes de verano en la trasera de la casa de mi abuela. Era un especie de patio pegado al edificio principal donde se accedia a los baños, a la cochera y a un cuartito en el que se amontonaban las cosas que ya no servían.
En esas tardes, cuando estaba ya todo hecho y, sin embargo, quedaba tanto por hacer, veía como volaban erráticas las moscas. Hasta que se posaban y palpaban con sus patas buscando sustancias que pudieran absorber con su trompa. Entonces, cuando creían encontrar algo, daban vueltas sobre sí mismas para localizarlo. Ese era el momento. Zas. Y quedaba muerta.